martes, 29 de septiembre de 2015

El hombre



Y qué ocurre cuando la enfermedad es muy fuerte...cuando la mente está tan llenita. Sólo se me ocurre compensar al corazón para que la mente descanse y estar ahí en todo momento, siempre.









 
No intentes comprender la mente del hombre, ni el hombre el de la mujer*
 
El hombre
el hombre
el hombre...
 
éste es:
mi padre